Ejemplos de correos electrónicos para enviar el currículum a las empresas

¿Sabías que enviar el currículum a una empresa a través del correo electrónico no consiste únicamente en adjuntar el archivo y pulsar el botón de ¨Enviar¨? Para que el envío sea efectivo y tu perfil cause el impacto que quieres generar en quien lo recibe, será necesario que te esfuerces en construir un buen texto. Por ello, te traemos algunos ejemplos de correos electrónicos para enviar el currículum a las empresas:

El asunto

Los mejores asuntos son los más específicos, como pueden ser “Currículum para vacante de ventas” o “A la atención de Juan González”. Lógicamente, solo podrás redactar este tipo de asuntos si conoces los detalles de la vacante o si dispones del contacto adecuado al que enviar tu currículum.

Después de haber colocado el asunto del correo electrónico, es esencial escribir un texto breve, similar a una carta de presentación, en el que expongamos el motivo por el cual nos interesaría trabajar en la misma.

El saludo

En este caso, y a menos que conozcas en profundidad la personalidad de la empresa o el carácter de la persona que va a recibir tu correo electrónico, lo mejor es que optes por una frase para enviar el currículum a la empresa que tenga carácter neutral. Es decir, evita utilizar exclamaciones o expresiones coloquiales y, en la medida de lo posible, muéstrate cordial. Por ejemplo: “Estimado Juan Sandoval”, “Buenos días, Juan” o “Estimados señores”, en el caso de que no conozcas el nombre del destinatario.

La presentación

Este punto también es clave, pues aquí expondremos el motivo de nuestro email y explicaremos cuál es el puesto o la vacante en la que estamos interesados. Por ejemplo:

Mi nombre es Maira Rodríguez y me dirijo a usted porque he podido saber que en [nombre de la empresa] están realizando un proceso de selección para cubrir una vacante de camarero.

Y, si no existe ninguna vacante, pero estás interesado en trabajar en una empresa en concreto y quieres mandar una carta de auto candidatura, puedes escribir:

Mi nombre es Maira Rodríguez y me dirijo a ustedes porque estoy interesada en formar parte del equipo de [nombre de la empresa].

Mostrar interés por la empresa

A continuación, lo que muchas personas tienden a hacer es comenzar a hablar de ellas mismas y de su idoneidad para cubrir un determinado puesto de trabajo. Por el contrario, ha demostrado ser mucho más eficaz exponer las razones por las que se desea formar parte de la empresa en cuestión y qué es lo que más se valora de ella. Por ejemplo:

Me interesa especialmente trabajar en [nombre de la empresa] porque me siento identificada plenamente con sus valores y porque creo que es una gran oportunidad para mi carrera profesional.

Las cualidades y la llamada a la acción

Ahora sí, es el momento de resumir las cualidades que te hacen perfecto para el puesto, y de invitar a tu interlocutor a concertar una entrevista para conocerte mejor:

Considero que mi perfil especializado en [especialidad] y mis habilidades de [habilidades] pueden resultar de gran utilidad para [nombre de la empresa], por eso les envío mi currículum y quedo a su disposición para proporcionarles cualquier información adicional.

La despedida

Agradece el tiempo que te han dedicado y despídete con cordialidad:

Les agradezco de antemano su atención y les envío un cordial saludo.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.